Páginas vistas en total

sábado, 29 de noviembre de 2014

GEMMA ATKINSON NOS ENSEÑA SU...BICI

Aprovechando estos días lluviosos, he tenido el placer de hablar (vía Skype) con la bella Gemma Atkinson. Llevaba tiempo Gemma rogando aparecer en el blog.
Os transcribo parte de nuestra charla, gracias a mi fluido inglés...
Pregunta: Hola Gemma, primero felicitarte por tu reciente aniversario (16 de noviembre) ¿que tal sienta entrar en la treintena?
Respuesta: Hola Gabriel, muchas gracias. Creo que me sienta bien.
P: Viendo las fotos que me has enviado, mejoras día a día como los buenos vinos.
R: Gracias, soy muy aficionada al vino, sobretodo al buen vino de España.
P: Sin duda el mejor del mundo Gemma. Pasemos al tema ciclístico... ¿dónde nace tu afición a nuestro deporte?
R: Desde muy niña seguía las principales carreras, poco a poco me fui aficionando (y es que los ciclistas me atraen mucho) me compré una bici y salí a la carretera en compañía de mi amiga Florence, y así seguimos.
P: Dices que a la carretera, ¿sólo bici de ruta o también BTT?
R: Ambas me atraen, aunque me gusta mas la carretera.
P: Pues en esto coincidimos, yo también soy mas de ruta que de monte. ¿Tienes pensando venir a España?
R: Algún verano hace mucho tiempo fui, me han hablado muy bien de España...y de los españoles, es probable que acuda a lo largo de 2015.
P: Me encantaría ser tu Cicerone. Con o sin bici será un placer acompañarte en tu estancia.
R: Me gustaría mucho tanto montar contigo en bici... como sin ella, ya te he dicho lo mucho que me atraen los ciclistas, y mas los metaleros como tu...yo también estoy enganchada al Metal.
P: Eres la mujer perfecta. Gemma ¿siempre eres tan directa?
R: No solo es que estoy atrapada por tu magnetismo animal y tu virilidad salvaje...
P: Cojo el avión...no puedo esperar mas a ver tu...bici...
...

 Una seguidora del Sky...ya la llevaré por el buen gusto ciclístico...
 ...una gran equipación...
 ...a Gemma También le gusta mucho la playa...la llevaré a la de Gavá...
 ...si alguien se anima a acompañarnos...no será bien recibido...
 ...toda una dominadora de la técnica...
...bonito bikini...y muy elástico.

viernes, 28 de noviembre de 2014

MI MILI... 25 ANIVERSARIO

Ayer día 27, se cumplieron 25 años que comencé la mili, el servicio militar obligatorio...y 24 años en que me licencié. Si, mi mili fue de las de un año completo, exacto.
Entrar a hablar de la mili, amén de lo cansino que para algunos puede resultar, es recordar de manera muy tamizada experiencias que en aquel momento suponían toda una tremenda sacudida en nuestras, entonces adolescentes, vidas.
Los recuerdos se pulen, se eliminan las aristas, se suavizan de manera que situaciones que en su día nos parecieron extremas, hoy, la lima del tiempo y la experiencia las define como unas experiencias mas, sean para bueno, sean para malo.
Hablar de aquellos días, es hablar de la vida llevada al extremo. Los que partíamos hacía destinos lejanos justos los 19 años recién cumplidos, es hablar de la primera salida del hogar, de las amistades, de la seguridad. Ante nosotros lo desconocido.
Una experiencia iniciática que todos los de mi generación tuvimos que pasar, sufrir o disfrutar...o las tres cosas a la vez.
El panorama que se nos presentaba antes de ir era aterrador, sobretodo si todo el grupo de amigos andábamos con la misma edad y ninguno podía aportar su experiencia. Una voz de primera mano y de toda confianza que te narrara que ocurría allí con todo detalle...aunque luego la experiencia te daba a entender que existían tantas milis como reclutas éramos. Cada uno la vivía de una manera, aún compartiendo cuartel, campamento o destino.
Recuerdo el día que partí en cierta manera como una liberación, desde que te tallaban pasaban dos o tres años en que sabías que tarde o temprano tenías que ir, así que en ese sentido era algo que ya empezabas a acabar...sin apenas empezar. Esta liberación se atenuaba en un inmenso temor, temor a lo desconocido, como yo, en aquellos años, todos los que íbamos en el tren era nuestra primera experiencia fuera de nuestra casa y, sobre todo de nuestras amistades.
Había que entablar nuevas amistades, hacer un reset, en todo lo que antes vivías para pensar que era el momento de estar solo, de buscarte la vida, de depender de uno mismo.
Este proceso se realizaba de manera rápida, muy rápida, creo que todos casi sin sentir, nos adaptábamos en poco mas de una o dos semanas, no sin antes pasar unos días de angustia y temor ante lo que se te venía encima.
Pero pasado este breve periodo, el día a día, el espabilarse, te daba una madurez que notabas a cada minuto...empezabas a dejar la adolescencia para pasar ya a la edad adulta. Y cuidado, que aquellos que no iban en su quinta, aquellos que en lugar de ir con 19 años iban bien entrados en los veinte, pienso que lo pasaban bastante peor. Quizás fuese porque los más jóvenes aún conservábamos algo de la inconsciencia infantil.
Tras el campamento llegaba el día de incorporarte al destino, dejar un campamento como camposoto con casi 4.000 reclutas, en el que era imposible que se produjeran novatadas, nos habría la puerta a esta temida leyenda. Mi destino fue de pedigrí, el Gobierno Militar de Almería. Ahí pasé los restantes diez meses de mili, y hoy puedo decir, que fueron uno de los mejores periodos de mi vida. De entrada el grupo de amigos que formamos fue, y es (que aún guardamos relación algunos), un lujo. Gente de la que guardo un recuerdo imborrable, y espero que ellos de mi. El ambiente de compañerismo y camaradería era brutal...y nuestra vida en el cuartel digamos que...los que estuvieron allí saben como fue...si lo explico nadie me creerá.
Las temidas novatadas quedaron en lo que eran, leyendas urbanas. Bromas las hubo, pero todo siempre dentro de un ambiente sano como es lo normal entre gente normal...y eso que como en todos los cuarteles estaba arrestada una garita, habían tirado a uno dentro de una taquilla por las escaleras y demás famosas fechorías que nadie de los que estaba allí había visto nunca, pero la leyenda estaba.
En fin, no entraré hoy en valoraciones éticas o políticas sobre el tema, como he dicho, yo lo viví mas como una experiencia iniciática hacía la edad adulta, y creo que en el fondo a casi todos nos pasó lo mismo.
En Campo Soto (Cádiz)...yo junto al Pifa...amigos para siempre...un HONOR...
 ...con mi amigo Manolo Chica, un hermano...y que gracias a las nuevas tecnologías seguimos en contacto...
 ...en la telefónica...con Juanillo...
...noches de ambiente...nuestro guía espiritual el Súper...

jueves, 27 de noviembre de 2014

ENTRE LLUVIAS

Menuda semana de lluvia que llevamos, hoy la opción era salir si o si ante una mínima pausa de las precipitaciones...y a fe mía que nos ha ido de pelos.
Ruta por Las Planas, suelo húmedo casi toda la salida y descenso desde Vallvidriera en Mojado...y paso por Hospitalet en mojadísimo.
Poco que contar mas allá del lamento de la semana mojada que estamos padeciendo y que apunta a continuar...
 Asfalto húmedo...
 ...con el Doctor X...
 ...cielo amenazante...
...y luego la amenaza se vuelve real.

miércoles, 26 de noviembre de 2014

BUTCHER BABIES

¿ Quién da más?
Metal y chicas...suma perfecta.

Estas tardes lluviosas permiten descubrir agrupaciones de lo mas interesantes, olisqueando en la red descubrí hace unos días a este interesante grupo americano. Así que debido a este parón ciclístico voy a publicar algo de música, que la tenía un poco olvidada del blog.

A modo de presentación, comentar que Butcher Babies son un combo de Los Ángeles formado en 2010 y en el que destacan las dos Front-Womens, Heidi Shepherd y Carla Harvey. Que son secundadas con brillantez por Chrissy Warner, Jason Klein y Henry Flury. El estilo es el metalcore, disciplina que no es de mis palos favoritos en el Metal, pero que se compensa con la presencia estética del grupo.
Veamos pues a Butcher Babies, espero os gusten.
Vibrantes directos...
...muy metaleras...
...Carla...
...Butcher Babies...
...un toque gore...
...o dos...
...Heidi...

...Y aquí están varios de sus temas...

martes, 25 de noviembre de 2014

SOY DEL RAYO

Siempre se ha dicho que uno puede cambiar de muchas cosas...de mujer, de familia, de amigos, de religión...hasta de sexo...pero de equipo de fútbol es imposible cambiar. Pienso que es cierto, a estas alturas me es imposible cambiar de equipo de fútbol a pesar de las muchas tropelías que el mío me ha hecho padecer, pero esto no significa que uno adopte como suyos los colores de otros equipos con los que simpatiza.
El Rayo siempre me ha sido un club simpático, puede que por el hecho de ser de un barrio obrero, puede que por coincidir en colores con los de mi Hospi, puede que...el caso es que después de lo vivido esta semana en Vallecas con el infame desahucio de la octogenaria  Carmen y la mezquina y nauseabunda actitud de las autoridades competentes, lo que ha hecho la plantilla del Rayo Vallecano con su entrenador, Paco Jémez, al frente ha sido de las cosas mas hermosas que nos ha brindado el mundo del fútbol.
La solidaridad de un club de barrio, por mucha Liga de Fútbol Profesional que haya, con una convecina suya, demuestra que, precisamente aquí, en los barrios obreros, es el único lugar en que reside realmente algo de dignidad.
El Rayo Vallecano, Vallecas, ha demostrado al mundo que la clase, no viene dada por el pedigrí ni por la cuna, viene dada por la dignidad y el orgullo, el trabajo y el esfuerzo.
Hoy, cualquier jugador del Rayo puede mantener la mirada y la cabeza muy alta, delante de las grandes figuras de la Liga, las verdaderas estrellas son ellos, el honor debe ser para ellos, para quienes, sabedores de lo privilegiado de su profesión, no dudan en ayudar a una persona de su barrio, maltratada por un sistema que viola todos los derechos de aquellos a los que excluye.
Sirva también la acción del Rayo para reivindicar el sentido de barrio obrero, de clase obrera. Una clase, maltratada y ultrajada no solo por la derecha, también por la izquierda, su supuesta aliada, que no dudó en acudir a los obreros hasta alcanzar sus fines para luego despreciarlos y olvidarlos.
La dignidad, el orgullo, el honor, la palabra, son términos que llegados al poder, sean las pérfidas derechas o las traidoras izquierdas, se olvidan...mas también muchos que pertenecen a la clase obrera pretenden fingir que este no es su lugar en el escalafón social, y se apuntan a ese aborto social estereotipado que se llama clase media. Engendro creado en los tiempos del tardo franquismo, con el fin, precisamente de neutralizar el poder, real, de la clase obrera.
Y es este sentimiento de clase lo que algunos temen. Y lo temen los que saben que si la clase obrera se une, sus sistemas, sus negocios, sus patrañas...serán destruidos.
Vivir en Vallecas, sus gentes, no deja de ser lo mismo que Hospitalet, que en Cornella, que en Leganés, que en Santa Coloma...que llegue esa unión es lo que temen...y lo que quieren evitar.
Pero retomemos el tema de inicio...y desde aquí proclamo que el Rayo Vallecano esta ya en la terna de clubs de mi corazón.



lunes, 24 de noviembre de 2014

AROMAS

Vaya mañana tan fantástica, la primavera está en su periodo mas cálido pero sin llegar al agobio del verano. Rodar así es un placer para González. Un magnífico día libre para disfrutar de la bicicleta sin agobios sin horarios, solo pedaleando por el placer de pedalear.
Hasta el viento se alía con González soplando en todo momento suave, cuando no favorable...la felicidad le invade. Intenta degustar cada kilómetro, cada minuto, cada pedalada...
Parece que incluso en un día así uno ande mas, y González, cuyos días de gloria sobre las dos ruedas acabaron tan pronto empezó su matrimonio, aún sueña en aquel golpe de pedal, hoy tan lejano como idealizado.
Pero todo lo bueno acaba, y la salida entra en su recta final, aunque dará un pequeño rodeo y subirá ese puertecito que antaño era su base de operaciones en los entrenos pre competición.
Los kilómetros pesan en las piernas, la distancia recorrida sobrepasa en mucho la habitual que realiza González, pero no importa, ese tramo es para disfrutar lentamente del paso del asfalto bajo las ruedas, oxigenar los pulmones en el denso pinar que acompaña a la subida...en definitiva vivir la bicicleta, sentirla.
Un giro a la derecha y en apenas un kilómetro empieza la ascensión. González se percata que no va solo, en el cruce le ha alcanzado otro ciclista, esta circunstancia no disgusta a González  al contrario, piensa que puede ser un buen compañero de subida, un poco de charla, una rueda amiga...pero González se equivoca.
El ciclista pasa altivo a González, ni un saludo, ni un gesto, algo que a González le disgusta. Él siempre ha guardado las formas con los otros compañeros de ruta, le gusta la camaradería ciclista...pero este tipo parece que vaya enfadado con el mundo.
Observa González que el ritmo que mantiene el otro ciclista es el idóneo, si se queda a su rueda va a ir en el punto perfecto entre el esfuerzo, la velocidad y las fuerzas que le quedan...mas deprisa sería un gasto excesivo de unas fuerzas ya casi inexistentes y rodar mas despacio le supondría prolongar la salida un tiempo que no es conveniente para la convivencia familiar.
No hay duda, González se sitúa a la rueda del otro ciclista e intenta dejarse llevar...pero algo con lo que no contaba González va a perturbar los kilómetros que le quedan...
Un hedor insufrible emana del otro ciclista, horrorizado comprueba que es de esa especie ciclista que no sabe lo que es lavar la ropa tras una salida y que llevan la ropa sudada y sucia hasta que ella, por si sola, accede a la lavadora.
Igual que los anillos de los árboles marcan su crecimiento, los cercos de sudor en el culotte delatan al marrano,  González cuenta los días que ese culotte lleva sin pasar por el agua, dos, tres, cuatro...¡¡¡cinco!!! cinco días sin lavar la ropa, cinco días rodando con el mismo culotte, cinco días sudando el mismo maillot...
Y es que González asume que en un pelotón hay quien por razones naturales emana unos aromas bastante desagradables, pero bastante desgracia tiene al que esto le ocurre. Bien distinto es quien por dejadez o simplemente amor a la suciedad, decide castigar al resto con su repugnante olor.
Y ese olor, circulando a rueda, le alcanza de pleno. Ni la presencia del pinar aminora los nefastos aromas del otro ciclista. Incluso el frescor, que siempre acompaña a esta ruta, parece huir...
González decide oxigenarse y adelantar al ciclista, no es lo mas conveniente para sus energías, pero no puede seguir detrás del compañero de ruta.
El adelantamiento parece no agradar al otro ciclista, que tan pronto es adelantado por González  se abre para pasar y recuperar la posición de cabeza... al momento es González quien realiza esta acción y se pone delante...
Comienza un carrousel sin fin donde la velocidad se eleva mas y mas. Ninguno cede, ni quiere ceder...uno por orgullo otro por necesidad.
Pasan los kilómetros, la subida se consume, pero más consumidas están las energías de ambos...
Poco a poco la velocidad desciende, pero siguen en el carrousel, observándose, esperando la muestra de debilidad que les permita atacar al rival y marcharse sin oposición... el instante nunca llega...
Y el ascenso está a punto de concluir, ya solo quedarán unos pocos kilómetros, la mayoría de ellos en claro descenso, excepto un par de ellos que discurren en plano y callejeando. Ninguno ataca, no pueden, exhaustos solo desean acabar esa subida, tan siquiera se miran, circulan en paralelo, uno en cada extremo de la calzada, suerte que esta ruta es muy poco transitada por coches.
Coronan, no hay disputa, no hay vencedor, no hay vencido...solo cansancio, solo agotamiento. Y en estas circunstancias el descenso es mas peligroso, la prudencia debe mandar, así que González deja al otro ciclista que tome ventaja, la velocidad del descenso disipa, en parte, el olor que emana el rival...pero no desaparece.
Por fin, el otro ciclista toma el cruce que le separa de la ruta de González...
Y González toma aire como si en ello le fuera la vida, no le molesta el concentrado de humo compuesto de la combustión del gasoil y la gasolina que se respira entre los coches...y recuerda González que tampoco le incomodó el aroma de los fiemos utilizados como fertilizante en los campos...y tampoco le incomodó el olor de las granjas de la zona sur...solo le molestó el olor del ciclista...

domingo, 23 de noviembre de 2014

VERANO DE NOVIEMBRE

Domingo de Grupeta. Época de una relativa (muy relativa) baja intensidad, los cuarteles de invierno son nuestro escenario, el libro en el que empezamos a escribir la temporada que viene. Como las aves migratorias nos retiramos a climas mas benignos...pero algo está pasando.
Llegados a 23 de noviembre y rodando con temperaturas propias del verano, ni una brizna de frescor, ni siquiera en el momento de iniciar ruta, el momento en que el sol se alza...bueno sol otros días porque hoy este ha estado de vacaciones.
Será en tan cacareado cambio climático, o será que estas cosas ya pasan, solo que no recordamos que hace un año también dijimos lo mismo...el frío vendrá, si no es en noviembre será en diciembre...pero llegará...al tiempo.
En el punto de partida hoy nos reunimos ocho camaradas: Mariano, el Doctor X, Alberto, Roberto, Sergio, desde nuestra sección Viladecans Jordi y el nuevo fichaje Roberto (II), y un servidor.
Ruta invernal, nos dirigimos a San Pedro de Ribas. Zona costera, benévola en cuanto a temperaturas. Hoy el cielo ha estado plomizo, extremadamente plomizo, ha sido lo único otoñal del día. Destacable el caritativo viento que se ha mostrado generoso en cuanto a la ida y mucho más permisivo de lo normal en el regreso cuando debería habernos castigado de manera ruda y violenta.
Llegados a costas disfrutamos con nuestros habituales juegos ciclísticos, somos como niños y nos encanta juguetear a ciclistas. Gracias a esto atravesamos las costas con una velocidad mas que elevada.
En Sitges nos encontramos con el abuelo Poci, rodando en una 29" de BTT hoy le toca grupeta Poble Sec.
El refrigerio nos espera en  San Pedro, en nuestro bar referencial del Bus, ahora sin la presencia de nuestras musas orientales, que esperemos regresen pronto.
Avituallados reemprendemos la marcha.
De nuevo nos llama el juego y nos dedicamos a lanzarnos avispillas, el sinuoso terreno de las costas es ideal para este tipo de performances, así que de nuevo la velocidad es alta y en un sin sentir nos presentamos en el pie de las Costas.
Ya solo nos falta degustar la autovía. Primero temerosos ante el viento que se nos antoja ha de ser cruel, pero como ya he dicho, ha sido clemente con nosotros...y si a esto sumamos, que ese particular túnel del viento que se cruza al pasar por la zona del aeropuerto, lo hemos realizado a rueda de una lujosa grupeta de Martorell, se puede decir que las penurias intuidas se han transformado en velocidad...y dulzura.
Hospitalet nos espera y llegamos justo al mediodía...casi sin sentir.
Empezamos las costas...
 ...empieza el juego...
 ..que juguetones somos!!!...
 ...timidez solar...
 ...y orgullo cabrito...
 ...se afilan los cuchillos...
 ...a por el café...
 ...San Pedro de Ribas en el horizonte...
 ...el Doctor X no está conforme con esas trampas que nos ponen en la calzada...
 ...luciendo los colores de la tierra amada...
 ...Poci capturado...
 ...Mariano, la fatiga del juego...
 ...un selfie de clase inigualable...
 ...regreso a paso cuartelero...
 ...siguen las nubes...
...llevando al líder...

sábado, 22 de noviembre de 2014

SI DE CULOS HABLAMOS...

Nuestro amado deporte, el ciclismo, es ejercicio generador de potentes y esbeltos traseros.
Por razones obvias, la admiración no se centra en el personal masculino, que ciertamente es el que acabamos viendo en mas ocasiones, lamentablemente...aunque alguno que otro se empecina en seguir la senda de los traseros de los compañeros y no mostrar el suyo en pos y en nombre de esa premisa de "chupar rueda".
Pero retomaré el hilo de mi primera aseveración para animar al sector, al público femenino, a la práctica de este bello deporte. Ya no solo por sus conocidas virtudes deportivas, psicológicas y socializadoras, también por sus magníficas virtudes estéticas.
Yo siempre me he declarado confeso admirador del trasero femenino, una parte de la anatomía de ellas que aglutina una belleza cautivadora, una mujer con una no muy afortunada cara, puede salvarse gracias a un buen culo...y por supuesto el arte en su manejo.
Esta es otra de las grandes maravillas del trasero femenino, la armonía de su movimiento...una danza que la mujer que sabe ejecutar sabe el poder que posee.
Cada vez son mas las mujeres que iluminan las carreteras, otrora coto privado de la masculinidad, aportando esa plasticidad que solo ellas atesoran y que, quienes llevamos varias décadas pedaleando por estas, agradecemos de todo corazón.
Y luego, fuera ya de la ruta, nos regalan maravillas anatómicas que los que somos de fino paladar degustamos con deleite.
Sumemos además el nuevo impulso mediático que está teniendo el culo, un buen culo, parece que la moda de los grandes pechos (nada criticable) está dando paso a la de los rotundos traseros, como prueban los éxitos de las conocidas Kim Kardashian, Jennifer López, Sofía Vergara, Beyoncé, etc...una lista muy amplia.
Así que amigas del incenDiario, anímense a practicar esta disciplina deportiva.
Muestra de mis palabras plasmaré unas fotos que las atestiguan.
 A lo Kim Kardashian...
 ...incluso mejor...
 ...así si que da gusto ir a rueda...
 ...las famosas como Beyoncé no dudan en practicar nuestro deporte...
 ...y es que los glúteos se tonifican muy bien en la bici...
 ...incluso en casa se puede pedalear...
 ...y al acabar, unos estiramientos...
 ...y luego en culo tan divino te puedes tatuar algo...
...como muestra de mis palabras, he aquí a Jennifer López, para muchos el mejor culo del mundo...

viernes, 21 de noviembre de 2014

UN ATARDECER MAS EN UN CÁLIDO OTOÑO

Tras el paréntesis de ayer jueves, hoy volvemos a rodar.
El viernes es un día bastante complicado en cuanto al tráfico se refiere, normalmente la congestión ya es importante desde que damos las primeras pedaladas...y por carreteras que deberían presentar un aspecto bastante más diluido.
A esto hemos de sumar, que en esta época del año, nuestro regreso por Vallvidriera, o por la zona norte de la ciudad Condal se encuentra con la hora punta del tráfico escolar.
Hemos hecho muchas probaturas y a decir verdad, de poco sirven, las carreteras son las que son y las horas son las que son...pero esto no significa que haya excepciones...y hoy lo ha sido, en parte.
Ruta que enfocamos hacía Las Planas, Eolo hoy hace siesta, lo que nos permite rodar alegremente hasta Molins.
En este pueblo del bajo Llobregat sufrimos las iras de una jovencísima conductora novel, con la L aún, deducimos por el aspecto que debió nacer varios años después, bastantes, que nosotros andáramos en bici por estas tierras...pero nos quería dar lecciones con ese clásico: "...en fila de uno"...espero que este interés por la marcialidad lo aplique en todos los aspectos de la vida...
Tras el incidente atravesamos la carretera que nos lleva a Rubí, con un tráfico mas limpio que en días anteriores ( sorprendente )...ya tras dejar Rubí, entramos en San Cucufate, aquí ya estamos en territorio 4x4, rápido paso y encaramos Las Planas intentando respirar algo de frescura...y se consigue. Pasadas estas, ya nos queda encarar el descenso, temiendo el atasco de la plaza Borrás...pero hoy la cosa estaba muy tranquila...mucho...y casi sin darnos cuenta, con la noche encima, eso si, nos plantamos en Hospitalet.
 Subir, y bajar, subir y bajar...
 ...en el atardecer...
...de un cálido otoño