Páginas vistas en total

martes, 15 de julio de 2014

ENTRAMOS EN LA CANÍCULA

Ya está con nosotros la canícula el periodo mas cálido del año.
Lo cierto es que ha empezado con timidez...por estos lares, eso si...en el resto de España parece que está pegando fuerte...bueno fuerte, fuerte, tampoco...
El amarillismo de las previsiones del tiempo de las diferentes televisiones provoca estos estados de pánico ante algo que en este país es normal, muy normal. No somos estonianos, ni fineses (no ganas)...llegar a los cuarenta grados en muchas zonas de nuestra nación es algo habitual. Pero claro hoy es todo noticia...si hace calor porque hace calor, si hace frío porque hace frío, si llueve porque llueve, si hay sequía porque hay sequía...
La memoria meteorológica es similar a la de los peces: muy breve y escasa.
De acuerdo que no vamos a segar con hoz por los campos de España (eso es pasar calor) hoy vivimos otra época diferente, mucho mas confortable...y quizás sea esto lo que nos ha hecho ser tan "sensibles" cuando la temperatura no está en el umbral de los 20ºC.
Vivir todo el año con temperaturas antinaturales nos ocasiona que a poco que llega la normalidad del invierno o del verano nos convirtamos en quejosos personajes que acuden al tan manido Cambio Climático como única y apocalíptica respuesta ante algo que se ha repetido siempre...y se repetirá.
Yo mientras he salido a rodar en ese tramo horario donde ni la chicharra osa hacer acto de presencia. Y bien que va para compensar la abominable aberración del aire acondicionado que sufro y padezco en el trabajo.
Ruta que me lleva a remontar el Llobregat hasta Martorell para desde ahí ascender los Once. Descenso ya hasta Molins donde tomo la subida a Olorde. Hoy como guinda una subida que hacía meses que no subía: La Emisora.
 Coronando los Once...
 ...dando el do de pecho...
 ...coronando Olorde...
 ...desde la emisora, así se ve Olorde al fondo...
 ...corono hasta el tenis...
...sudor, mucho sudor...

No hay comentarios:

Publicar un comentario