Páginas vistas en total

lunes, 11 de mayo de 2015

ANATHEMA - THE SILENT ENIGMA. 20 ANIVERSARIO.

Pocos discos me han marcado tanto como este. Para unos es el inicio del fin de los de Liverpool, donde abandonan el doom más primigenio y puro de sus primeros trabajos Serenades, Crestfallen y Pentecost III. Así mismo es el primer trabajo de Vincent Cavanaugh a las voces.
En este Silent Enigma los hermanos Cavanaugh unen a su doom death de los comienzos, retazos de gothic, dark y trazos de progressive metal. Algo que ya nunca van a repetir. Para mi es su obra cumbre, sin desmerecer las nuevas maravillas que después nos han regalado, pero para un fan del Death/Doom como soy yo, es aquí donde su obra alcanza la cota más alta de maestría.
Destacable, por no decir primordial, la labor del bajista Duncan Patterson autor de varios de los temas...
CD y LP...se nota que me gusta?...

Pero entremos en detalles, aunque he de advertir que a mi siempre me ha parecido un álbum conceptual, es decir, todos los temas forman una sola obra, no son una sucesión de canciones sin ningún nexo común, aunque a todos los efectos esto que digo solo es una opinión muy personal y peculiar...Restless Oblivion abre, y de que manera, este maravilloso álbum, Ya los primeros acordes te atrapan y te advierten que te encuentras ante algo fuera de lo común...este tema aglutina partes de lo que luego vas a oír, condensa fragmentos que luego se amplían en cada uno de los temas venideros...riffs, pausas, lamentos,...todo lo que se nos viene encima lo vemos reflejado en esta maravilla, que si no estuviese la obra maestra que aparece en penúltimo lugar de este disco sería, sin duda, su mejor canción.
Shroud of frost es una marcada y sufrida canción donde se une la ira, la melancolía y la oscuridad. Otro temazo que no nos deja bajar la guardia ante la escucha de semejante obra magna.
...Alone es la primera sorpresa que nos deparó este disco, nunca antes habíamos escuchado nada semejante en el combo de Liverpool. Una dulce canción con voz femenina, Rebecca Wilson, en un bello tema...estilo que se repetirá ya en sus siguientes obras de forma continuada.
Seguimos con Sunset of The Age, vuelve el death/doom más puro, reiterada melodía que cautiva y atrapa, Nocturnal Emission es más de lo mismo, para mi es un bloque compacto que forma este centro del disco...este tema profundiza un poco más que el anterior en la parte oscura del disco.
Cerulean Twilight sigue esta línea. Tema más melódico que el anterior pero que sigue formando parte de este bloque de cuatro temas que se forma junto al siguiente corte y que da título al disco: The Silent Enigma. Una hermosa canción, cristalina que parece iluminar a las tres que la preceden, demasiado breve para toda la belleza que tiene y que corta este conjunto para dar paso de manera continuada y magnífica a la obra maestra de Anathema, una de mis canciones favoritas...si no mi canción favorita...canción culmen, no solo del disco, también de la carrera de Anathema. A Dying wish...sobre este tema no creo que pueda añadir nada más delo que ya he dicho en otras entradas ya referidas en el blog. Solo os pido que lo escuchéis y lo disfrutéis...
Esta maravilla la cierra la instrumental Black Orchid...ya sin palabras.
...Junto a Jayme Cavanaugh...


No hay comentarios:

Publicar un comentario